Te verde a la menta y palmeras de hojaldre de mantequilla.

viernes, 29 de junio de 2007

Es lo mejor para las largas tardes del verano, de las vacaciones, un té marroquí, verde, con hierbabuena y hierbaluisa ( que no tengo a mano).
El hojaldre me encanta y es el mejor complemento para el té; es ligero y poco dulce, que la infusión ya lleva azúcar. Las mejores palmeras que he probado las hacen en Embassy . Aunque las mías no están mal son una mezcla de hojaldre y galleta de mantequilla, sabrosas y crujientes.

...por otro lado tengo que avisar que me voy de vacaciones y no creo que pueda postear allí donde voy. Os deseo un feliz verano y espero volver con todas las recetes de pescado que haga cerca del mar, y lo que vea en una escapada a Francia que haré este agosto. En fin...


No tengo arreglo, el video es cutre y mi vestimenta inadecuada.

Read more...

Breve historia de aversiones

miércoles, 27 de junio de 2007


Como cocinera tengo una limitación grave, una aversión a un alimento frecuente y exquisito. Eso me ha dado mucho que pensar y algo que leer. A lo largo de la historia muchas religiones han prohibido determinados alimentos, por ejemplo el cerdo en la religión judía y la musulmana después.
A través de la lectura del antorpológo Marvin Harris "Vacas, cerdos, guerras y brujas" me fuí enterando de que muchos de los tabúes alimenticios tienen una base económica. En el caso concreto de las religiones judía y musulmana, que se originaron en un medio desértico, el cerdo entra en competencia con el ser humano por la necesidad de agua que tiene este animal, debe embarrarse para proteger su piel e impedir la deshidratación. El agua para una piara de cochinos es la que necesitaba una tribu de personas para sobrevivir en el Israel bíblico. Igualmente prohiben el marisco, pero es que los hebreos, gente de tierra adentro, le tenían un miedo terrible a las aguas del mar "mayim", así en plural, y todo lo que de ella surgía. No están prohibidos los peces con escamas, esos que podían sacar sin tanto riesgo del lago Tiberiades.
Dice Julio Caro Baroja, en su "Historia de los judíos en España" que la expresión: "Que le den morcilla" se acuña en los tiempos de la Inquisición, de persecución de judaizantes, porque la Torá prohibe comer sangre y los de ascendencia hebrea sentían una repugnancia cultural insuperable a ese alimento.
También la interdicción de comer vaca en la India es de origen económico. Las reses de allí crían poca chicha, si los parias se las comieran no sería en absoluto rentable, ellos, los más pobres de la sociedad de castas India, son los principales beneficiados del animal tabú y aprovechan de ella absolutamente todo, incluído el estiércol. Si perjudica a alguien es a los propietarios, de tierras, comercios, etc... porque el animal se nutre de ellos. Si la vaca india se consumiera desaparecería una menguada fuente de supervivencia para 400 millones de indios.
Cosa distinta es la intolerancia alimentaria, cuando nuestro cuerpo no permite cierto alimento, para más información dejo aquí un enlace a la excelente página Caminar sin gluten, que ilustra muy bien sobre este problema, desconocido para muchos.

Pero ¿qué pasa con la aversión? la mayor parte de ellas son culturales, aprendidas en último caso. No es raro encontrar gente que se escandaliza de que algunos pueblos coman gusanos, mientras ellos mismos están chupando caracoles.
La aversión psicológica se da más en personas sensibles, cuando un alimento ha hecho daño en la infancia, originando fatigas, vómitos, cólicos con dolor o fiebre, queda erradicado del repertorio de productos consumibles. Un conductista diría que es un condicionamiento y que hay terapias para descondicionar, pero deben hacerse a edades tempranas y no siempre dan resultado.

Lo que a mí me sorprende es la cantidad de personas que conozco que tiene aversión a las mismas cosas, en el top ten de los más odiados estarían el queso y las aceitunas, por este orden. ¿Por qué tantos?

A eso no he encontrado respuesta.

Read more...

Bruschetta al pesto o Tostás de queso.

lunes, 25 de junio de 2007

Debo decir que cuando hago mis videos me sorprendo después de lo inútil que soy, que no sé yo cómo no me voy acostumbrando. En esta ocasión digo mayonesa al pesto en vez de mantequilla al pesto y encima me he dado cuenta de que digo un "TOSTÁS" de lo más castizo.
En fin que tengo poco arreglo.
Pero el invento está muy bueno.

Read more...

de libros

viernes, 22 de junio de 2007

Suele pasar en la vida que se acumulan datos, hechos, lecturas, películas, conversaciones sobre un mismo tema, coincidiendo de forma casi mágica.
La necesidad de ordenar mis libros, después de todo el curso desordenándolos, se convierte en una pesada losa de agobio. La imagen de arriba es de un trozo de mi estantería, la que me cae más a mano, y puede observarse cómo hice para embarullarla tanto que no se puede encontrar nada.
Los post de Manuel Allue (el último es una joya) cuya cocina, además de acogedora y sabrosa tiene unos formidables anaqueles repletos de libros apasionantes, antiguos, nuevos, de cocina, de la vida, del arte, que me dejan boquiabierta cada vez que entro.

Mis alumnos más pequeños, esos que roban la paciencia y el corazón con la misma intensidad y maestría, han valorado lo mejor del año la animación a la lectura, el entusiasmo por leer...y llevo dos días flotando en una nube de orgullo, por ellos.
Y finalmente paso por la librería habitual a hacerme con una reservita de textos para este verano y me encuentro con esta cuidada reedición de Manguel " Una Historia de la Lectura", una maravilla, con esta cita de ¡¡¡¡¡¡¡¡¡ Virginia Woolf!!!!!!!! a la que hace poco saqué aquí y que quiero compartir con todos, blogueros y blogueras, que tienen la paciencia de aguantarme:

"He soñado a veces que cuando amanezca el día del juicio, y los grandes conquistadores y abogados y juristas y gobernantes se acerquen para recibir su recompensa, el todopoderoso al vernos llegar con nuestros libros bajo el brazo, se volverá hacia Pedro y dirá, no sin cierta envidia: Míralos: esos no necesitan recompensa. No tenemos nada que darles: Les gustaba leer."

VIRGINIA WOOLF

Pues eso, un libro puede valer un paraíso, ya lo dijo ella que tanto sabía de infiernos.

Read more...

Gazpacho Republicano.- Menú de verano 2

martes, 19 de junio de 2007

Un gazpacho con guarnición es una comida completa en verano. Este me salió republicano. La receta consta de tres videos:
1º.- Un gazpacho de tomates: ROJO
2º.- Una tortilla de patatas con cebolletas: AMARILLO
3º.- Tiras de col morada rebozadas con harina (es harina y no pan como digo en el video), cúrcuma y comino molido y fritas: MORADO

nº1.- Gazpacho



nº2.- Tortilla de cebolla.



nº3.- Col morada rebozada y frita al comino.


¡Salud

Read more...

Chocolate a la desesperada.

sábado, 16 de junio de 2007


Me gustó muchísimo Chocolat la película de Lasse Hallström, los actores, la estética, el cromatismo en verde, rojo y marrón que lograba darnos la sensación de entrar en un cuento de hadas. Además del chute de optimismo para volver a casa contenta.
Me acordé de eso porque ando secuestrada en pensamientos circulares de esos autolesivos que tan bien se me dan.

Cuando todo falla hay que recurrir al chocolate, y no soy una adicta precisamente, puedo pasarme meses, incluso años sin probarlo, pero cuando compro el Cadbury con avellanas que han puesto de oferta en el súper, seis o siete tabletas, compulsivamente, es síntoma de que algo va mal...y el chocolate se convierte en una extraordinaria medicina.
Y como no soy de las que toleran que las cosas vayan mal por mucho tiempo hoy me he sentado delante de la pantalla, como una ciberadicta al chocolate, por no acabar de una sentada con el alijo que he dejado en la despensa.

Babeando por internet encontré estos tesoros y me quedé con las ganas de quemar la tarjeta de crédito.

Read more...

Berza gaditana

miércoles, 13 de junio de 2007

La berza en Cádiz no es una verdura, ni col, ni similar, es una mixtura de cocido y potaje de garbanzos, aunque se le pueden añadir también algunas alubias blancas. Es sabrosísima y riquísima en todas sus variantes: de habas y guisantes, que es la que se explica en el video, de espinacas, o de acelgas y apio.
Por si acaso, y porque soy algo caótica en mis producciones audiovisuales, consigno aquí todos los ingredientes:
Para cuatro personas:
Garbanzos en la cantidad que cada casa estime oportuno, medio kilo está bien para cuatro personas.
750 grm de jarrete de ternera
Un trozo de tocino fresco y otro más pequeño de tocino curado (poquito si hay restricciones de colesterol, pero si es tocino ibérico se puede uno relajar).
Chorizo y morcilla al gusto (2 + 1, por este orden, es mi recomendación)
medio vaso pequeño de aceite de oliva virgen
sal
un pimiento
una cebolla
una cabeza de ajo
una ramita de hierbabuena
una patata



No estoy muy segura de si comer berza en verano es un sacrilegio o se gana indulgencia plenaria, se lo preguntaré a Rouco.

Read more...

Rejas invisibles


(Vanessa Bell, retrato de Virginia Woolf)

"(...) y un exquisito aroma a olivas, aceite y salsa salió de la gran olla marrón cuando Marthe, con un gesto levemente teatral, alzó la tapa. La cocinera se había pasado tres días confeccionando aquel plato. Y ella tendría que esmerarse, pensó la señora Ramsay, zambulléndose en aquella tierna masa, y elegir una tajada especialmente jugosa para Williams Bankes. Examinó el interior de la olla, con sus paredes resplandecientes y la confusión de suculentas carnes doradas, hojas de laurel y vino, y pensó."
Al Faro. Virginia Wollf.

Mi lectura de la Wollf es recurrente como las olas. Me gusta creer que comparto con ella esa tendencia a la introspección, la reconstrucción figurada del mundo real, el análisis de las personas que conozco; ya sé que es soberbia por mi parte semejante comparación.
Esa "rumia" constante sobre lo que nos rodea, las conversaciones, la gente, forma parte de un universo que sí reconozco como femenino. A veces ese"cuarto propio", es nuestro propio cerebro, quizá porque nunca tuvimos nuestro espacio o porque el único lugar propio fue la cocina.
Vienen a visitarme antiguas alumnas, me cuentan sus vidas actuales y me consultan sus peripecias sentimentales como cuando eran adolescentes. Me produce una íntima alegría comprobar que hay algo de aquel afecto antiguo que sigue intacto, y me deja un regusto amargo ver cuán hondas son las raíces de la sumisión entre las mujeres de mi tierra, incluso de las más jóvenes. Hay un sólido entramado emocional que ata fuertemente la libertad de estas chicas y se encuentra en sus obsesiones sentimentales, en sus necesidades afectivas y no se cura con leyes sobre igualdad, ni cuotas, aunque no vengan mal.
Seguramente existen aún muchas rejas invisibles que tardaremos años en abrir.

Read more...

Eslava o el ala oeste de la ciudad.

lunes, 11 de junio de 2007

Ensalada de rúcula, hojas de roble y calamares con trufa.

Tenía quince años y las piernas flacas, desproporcionadamente largas, en un cuerpo de niña que no acabana de medrar en mujer; pero yo sabía que gustaba y siempre había algún compañero de clase con quien perderse por el laberinto de calles que me llamaban hacia el oeste, a Santa Clara, al compás fino y fresco del convento, a enfrentarme con la estatua del odiado Fernando VII, para quedarme luego embrujada con el patio y magia de la Torre de Don Fadrique. Siempre llevaba allí a mis postulantes, a mis amigos, a los más íntimos, a cualquiera que me hubiera tocado el sentido del querer.

Ahora no se puede visitar la Torre de Don Fadrique, pero toda esa parte de Sevilla es muy paseable, y además está Eslava, el bar y el restaurante. Me gusta por tantos motivos que no podría escribirlos aquí todos.
El lugar es pequeño y acogedor, pocas mesas y una carta corta pero suficiente, de materia prima fresca y de excelente calidad, preparados con gusto, sobriedad y la fusión de lo tradicional y lo innovador. El dueño se acerca discretamente a cada grupo para interesarse, con timidez y delicadeza, por todo. La decoración es moderna y también decadente, una contradicción encantadora, y el baño tiene colonia Álvarez Gómez. El pan de Alcalá, blanco, candeal, pero que ya no se hace bueno, tan bueno, en ningún sitio, no sé dónde lo consiguen. Recuerdan, prodigio de la ciencia o de la magia, lo que me gusta y lo que no. La deliciosa ensalada de rúcula que fotografié ahí arriba...
Es una alegría comer allí...aunque se esté bien acompañada.

Read more...

Emparedados (con sonido)

miércoles, 6 de junio de 2007

Esto es el parto de los montes porque son dos minutos para explicar unos sencillos emparedados vegetales, pero ya lo hago con mi voz...muy lenta por cierto, parece que soy lacia.

Read more...

Esas pequeñas cosas

martes, 5 de junio de 2007


Si hubiera un sistema automático de revisión de los objetos que usamos con más frecuencia en la cocina, tal como hace Windows con los programas que tenemos en "Escritorio", la mayoría irían a la papelera de reciclaje. Se me ocurren distintos motivos: excéntricos, demasiado elegantes, delicados o frágiles, decididamente inútiles, viejos, antihigiénicos...y voy a parar ahí.
Pero los que se llevarían el premio a la obsolescencia son los de la foto, van numerados pero no he establecido ranking de inoperancia:

1º.- No tengo ni idea de qué es ni cómo llegó a parar al cajón de los cubiertos. Si alguien sabe algo que me dé pistas en los comentarios.

2º.- ¿Quién no tiene un abrelatas que no sirve? Es curioso pero en casa no nos determinamos a tirarlo, como si algún santo protector de los rincones ocultos de la cocina fuera a realizar el milagro de arreglarlo.

3º.- Típico cuenquito de madera, horrible, que alguien regaló con las mejores intenciones. Imposible usar, inhumano tirar .

4º.- Esto es una cubitera de hielo unipersonal, de cristal tallado eso sí. Me lo regaló un escocés. que cogió tremenda cogorza en casa. No sé muy bien en qué circunstancias presentar algo así, me parece muy triste.

5º.- Palas de levantar claras de un aparato removedor de masas que tiré hace tiempo. Sólo tenía un par, han debido hacer crías en el cajón porque no sé de dónde salieron las otras dos.

6º.- Este es un caso de abducción de manual, apareció un día y se quedó. No ayuda en nada, pero tampoco estorba demasiado.

7º.- Cuchillo para cortar lechuga, aunque no las corta demasiado bien, la verdad. Me lo regaló mi madre que era una gran aficionada a los chismes inútiles y los compraba en grandes cantidades cuando salía de viaje. Este puede que sea neoyorkino. No tengo corazón para tirarlo.

Estoy tentada de hacer un meme.

Read more...

Piriñaca y gambones a la plancha.

domingo, 3 de junio de 2007

Es lo más sencillo y por eso se convierte en un plato exquisito cuando se sube de la playa pasadas las tres de la tarde con mucho calor.


Observaciones:

1º No encuentro el puñetero micro y no puedo hacer comentarios.
2º La piriñaca suele llevar un lomo de caballa en aceite, pero como éste va con gambones no se lo puse.
3º Siento mucho la trepidación, pero eso lo acerca más a un corto de Dogma.(jajajajja)
4º La fresas con helado de dulce de leche son el postre y están buenisísimas.

Read more...
Related Posts with Thumbnails
Top blogs de recetas

  © Blogger templates Newspaper by Ourblogtemplates.com 2008

Back to TOP